Mural Participativo “Culturas del mundo” | Proceso

Y volví con la energía del mural, que me encanta porque involucra, eleva los corazones y siempre es transformadora!

Hemos plateado un mural participativo en la escuela pública Miquel Costa i LLobera, en Palma. Es un cole con una alta interculturalidad en las aulas, así que la temática “Culturas del mundo” en la que llevan trabajando todo el año es super apropiada. Tras el primer encuentro y visita de las instalaciones, acordamos con el equipo directivo la realización del mural en el descansillo de las escaleras y en forma de hemiciclo para reforzar la idea de mundo que sostiene a las culturas.  Y de acuerdo con el número alto de alumnos del centro, propongo la metodología para la participación de todos los alumnos y alumnas. Hemos ido trabajando un poco erráticamente, y sobre la marcha según avanzaba, así que gracias a las maestras y maestros que se han adaptado a esta dinámica, hemos podido dar luz al mural entre todos.

Inspiración. Cada niño/a dibuja un motivo relacionado con las culturas del mundo: la idea es que escojan motivos grandes, poco detalle, fantasía, a todo color. Estos dibujos serán la base a partir de la cual posteriormente trabajaremos el boceto del mural. El resultado, 400 propuestas, que acogen a las culturas antiguas, pasan por Oriente, por culturas árabes, se centran en África y vuelan a tierras de los indígenas norteamericanos o de los inuits, se fijan en monumentos, en trajes tradicionales, en la gastronomía… los cursos de 5º y 6º plantean conceptos más simbólicos, relacionados con la paz, la fraternidad entre culturas, manos negras y blancas que conviven… A partir de todo este rico material elaboro el boceto. Así pues, partimos de su imaginario para construir el relato del mural, su visión ha nutrido de raíz el mural.

Relato del mural. Aprovechando una ventana que preside el espacio, surge el mural  como una ventana al mundo. Es un mundo donde hay alegría y paz, un mundo que va de la noche al día, y de las zonás frías a las cálidas, en él juegan con la paloma de la paz 5 niños/as de 5 continentes, de 5 culturas. El niño inuit y la índía de norteamérica lanzan al vuelo la “paz” desde el Este y el Oeste, para que vuele alto y llegue lejos, la niña africana la alimenta, el niño mallorquín, con su máscara de dimoni parece que corre y no quiere separarse de ella… la niña árabe mira el espectáculo detrás del cielo. Arquitecturas, monumentos y símbolos de otras culturas reposan en un jardín donde crecen flores, donde hay lluvia y prosperidad. Costelaciones y estrellas mágicas nos dan esperanza.

Manos a la obra! Implicamos a los alumnos de 5 y 6 años para pintar el fondo del mural. Hablamos de los materiales, de los colores, de los pinceles y de cómo utilizarlos. En total unos 80 peques han dejado sus pinceladas y energía. Mi trabajo continua en solitario para uniformar toda la pared y trabajar el cielo y las alturas.

DSC_0919CIMG0209CIMG0175 DSC_0925   DSC_0964DSC_0973

La importancia de participar. El que participa activamente vive el proceso como suyo, siente pertenencia y estima, construye y entiende. Vivir de cerca un proceso artístico ayuda a reflexionar, a valorar, incluso motiva. Acercar el proceso artístico a los niños/as es en sí mismo un proyecto educativo. Cuando el espacio empieza a transformarse y a ganar en luz y alegría, la energía de todos seguramente también. Un montón de clases han pasado por el mural, tuve ayudantes de muchas edades y juntos hemos ido trabajando la base de plantas y flores, los monumentos! Previamente charlábamos sobre color, pintura, luces y sombra, volumen y como acariciar los pinceles.

IMG_20160413_104822 IMG_20160413_0944323-4_E_DSC_6967_5_Nivola-Uya_Mural-Culturas DSC_1073  3-2_E_DSC_6943_5_Nivola-Uya_Mural-Culturas43-1_E_DSC_6950_5_Nivola-Uya_Mural-CulturasDSC_1032 DSC_1040

Se despierta la curiosidad y la motivación. Cuando sales de un  museo o de una galería de arte, suelen venir ganas de dibujar, de pintar, de crear. Algo similar ha ocurrido durante los días de realización del mural, espontáneos que a la hora del comedor sacan sus cuadernos y lápices, algunas clases han venido a hacer su versión del mural, a interpretar a los personajes, otros se paraban para comentar sus reflexiones y las ha habido muy interesantes. Ha sido increíble, sintiendo, escuchando reacciones de sorpresa y viendo juntos cómo avanza!

DSC_1003DSC_1009 3-3_E_DSC_6949_5_Nivola-Uya_Mural-Culturas 2-9_E_DSC_6912_5_Nivola-Uya_Mural-CulturasDSC_0978DSC_1036

la técnica: pintamos con pinceles con pinturas acrílicas sobre la pared. Una pared por cierto, muy bien preparada.

2-3_E_DSC_6869_5_Nivola-Uya_Mural-CulturasDSC_09533-14_E_DSC_7045_5_Nivola-Uya_Mural-Culturas10-2_E_DSC_7041_5_Nivola-Uya_Mural-Culturas2-7_E_DSC_6872_5_Nivola-Uya_Mural-Culturas

Gracias a Muros hablados: Desde Muros Hablados, un interesantísimo fotoblog, que os recomiendo muchísimo su visita, se interesaron por el proyecto, y vinieron a registrar el proceso durante algunos de los días. Han hecho un delicado trabajo documental, cargado de implicación, sensibilidad y rigor, y como no puede ser de otra manera ya forman parte también del proyecto. Algunas de las fotos de este post son de su reportaje. Gracias Nuria por todo tu tiempo y talento.

DSC_1117 bis